Úrsula Corberó en Harper’s Bazaar «Mi familia es un matriarcado, las mujeres son las que cortan el bacalao»

Texto – Redacción-Hearst. Fotos – Hearst.

Úrsula Corberó tiene motivos para estar feliz y lo demuestra en esta entrevista que publica Harper´s Bazaar febrero que se encuentra ya en los kioscos. Gracias a La casa de papel, la serie más importante que ha dado la ficción en nuestro país, y su brillante interpretación de antiheroína atracadora, Úrsula se ha convertido en una estrella global. Con este proyecto, no solo ha demostrado que es una de las mejores actrices de su generación, sino que se ha revelado como una artista carismática, comprometida, auténtica y audaz.

Convencida de que iba a ser actriz desde niña, Úrsula empezó con solo seis años a hacer sus pinitos en la publicidad infantil en Barcelona. «En mi casa había problemas económicos. Soy de familia humilde, mi padre es carpintero y mi madre ha sido muchas cosas, creo que en esa época era pescadera. Mientras mis amigas fantaseaban con su vestido de boda, yo soñaba con ser una artista y comprarles una casa a mis padres».

Sus progenitores han sido su mayor apoyo en este viaje: «Algo que aprendí de ellos y tomo como referencia para cuando tenga hijos es que no puedes infravalorar lo que piensa un niño», asegura.

Con solo 32 años, cuenta con una prolífica carrera de muy diferentes papeles tanto en cine como en televisión. Ha trabajado con directores de cine españoles como Isabel Coixet o Julio Medem. ¿Lo último? Su salto a Hollywood con Snake Eyes: El origen (2021), el filme estadounidense dirigido por Robert Schwentke en el que da vida a La Baronesa, la villana de la franquicia.

Consciente de la repercusión que tiene todo lo que hace –su cuenta en Instagram cuenta con casi 25 millones de seguidores– Úrsula no duda a la hora de implicarse en cuestiones solidarias como la última campaña de la organización humanitaria Open Arms y nunca pierde la oportunidad de defender su postura respecto al feminismo: «Mi familia es un matriarcado, las mujeres son las que cortan el bacalao y a mí me han educado con ese power. Mi madre es una luchadora heavy, tuvo a mi hermana con 17 años, ha trabajado toda su vida y no solamente lo ha hecho por sus hijas sino por ella misma. Es algo con lo que me he criado, forma parte de mi naturaleza» destaca. 

A la actriz también le sonríe la fortuna en el terreno sentimental. Desde 2016 mantiene una sólida relación, a pesar de la distancia, con el actor argentino Chino Darín, a quien conoció en el rodaje de la teleserie La embajada: «El amor es mi motor. Y no me refiero únicamente al romántico. Lo que siento por mis padres y mi hermana es algo muy visceral, muy protector. Eso sí, a nivel de pareja creo que solo hay uno. Para mí Chino es mi gran amor» se sincera. 

EXTRACTOS DE LA ENTREVISTA 

  • “Siento que alguna manera he madurado y he crecido con La casa de papel. En nuestro trabajo es casi imposible no mezclar lo profesional con lo personal, hay una entrega emocional que parte de algo muy íntimo. Hemos sufrido mucho también, porque esta serie ha sido muy demandante en todos los sentidos: físico y mental.”
  • “Como la propia vida, la fama tiene sus cosas buenas y malas. A mí me sigue emocionando cuando alguien me para por la calle para decirme que admira mi trabajo. Pero, claro, ha sido muy fuerte darme cuenta a raíz de `La casa de papel´ de que, independientemente de donde vaya, me van a conocer. Pensar que si quisiera desaparecer no podría, me genera un poco de angustia”.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: